Lesiones deportivas

He tenido un poco abandonado el blog ya que como he contado, junto con hacer clases de voleibol y ademas ser arbitro, en mis ratos libres trato de jugar. Obvio ya no es como antes, pero se hace el intento. Ademas como dice el dicho "en el pais de los ciegos el tuerto es Rey" ahora que juego solo para distraerme, hay algunos que están empezando entonces la experiencia acumulada en unos cuantos años se nota. Pero el tema de esta entrada es que jugando el domingo en la mañana, al intentar hacer una jugada defensiva sobre la red, me apuré un poco al bajar las manos y el unico jugador que le daba con fuerza a la pelota me dió un golpe de frente en el dedo pulgar derecho.


Inmediatamente supe que era un esguince mas que leve, algo como esto pues al tratar de doblarlo, ademas de dolor mi dedito solo tiritaba pero de flexion, ...nada. Como quedaba poco para que terminara el partido, rapidamente evalue mis opciones, no era un problema de fractura, la continuidad de los huesos y la movilidad de la articulacion estaban bien y como yo mismo habia dicho en el intermedio que estabamos jugando bien, pero que nos faltaba contundencia en el ataque, bueno decidí seguir jugando, aplicando mas contundencia, es decir pegandole mas fuerte a la pelota para que terminaran mas luego los puntos (Segun me observo Nachito, despues de leer el blog no entendia porque si estaba lesionado la solucion era golpear con mas fuerza y lo que pasa es que con la emoción de escribir rapido, pase por alto un pequeñisimo detalle que solo los que me conocen podrian saber e incluso algunos de ellos despues de un buen buen tiempo recien se han dado cuenta y es que soy zurdo. Como el problema era en la mano derecha no hay contradiccion, porque masoquista no soy). Esto resulto bien, asi que terminó rápido el partido. Rapidamente, comence el tratamiento con un analgesico desinflamatorio, consegui hielo, y como medida de seguridad me prestaron una muñequera que me sirvió de inmovilizacion. El problemita era que me habia comprometido a presentar un equipo en otro Campeonato ese mismo dia, solo horas despues y estabamos justos. El tratamiento tenía que ser efectivo y evitar cualquier proceso inflamatorio. El hielo fue mi amigo entre que terminó este partido y comenzo el otro, por su accion vasocontrictora (en dosis de no mas de 15 a 20 minutos, o hasta que el enrojecimiento en la piel indicara que estaba comenzando a quemarla. Ademas, sabiendo que durante el golpe mas de algun tejido se había roto, la inflamacion se iba a producir de todos modos si la accion de la gravedad afectaba la articulacion. Cabestrillo improvisado conel cierre de una chaqueta de buzo, me permitió descanzar el brazo, dejandolodoblado un poco mas alto que el codo. Una vez llegamos a mi casa, y previa revision del mapa linfatico, comence con el drenaje linfatico, desde la porcion mas proximal, despejando el canal, clavicula, brazo, antebrazo, musculatura flexora del pulgar. A estas alturas, ya podia mover la articulacion del pulgar, bastante mas que hacía dos horas. Mi amigo me miraba entre incredulo y asombrado. Hielo, drenaje, movilidad de la musculatura flexora de los dedos. Entretanto, le daba la lata a mi amigo acerca de la accion del musculo cardíaco como bomba del sistema circulatorio, y como su equivalente en el sistema linfático era la musculatura esqueletica de la zona. Ahora usando la fuerza de gravedad en mi favor (suspendiendo la mano sobre mi cabeza) y drenando estaba listo para el segundo partido. Para buena suerte, jugabamos con un equipo que se habia reforzado con los mejorcitos de los otros, asi que facil no las teniamos, pero ganamos de forma inapelable 2x0. Mi dedo no fue a pelear jugadas defensivas en esta ocasion, y nuestros rivales, siendo mas altos, jovenes y saltones que nosotros, todavia no entienden como pudieron perder con un equipo de viejos guatones.
Durante la tarde seguí con el tratamiento, pero sin la presion del tiempo. Incluso dormí un poco con la mano sobre hielo y un plumon bajo ella para mantenerla en altura. Lo mas importante, sabia yo, eran las primeras 24 horas despues de la lesion traumática, pues a mayor inflamacion y tumefaccion, mayor iba a ser el tiempo que tardaría en recuperarme. Hoy a cuatro dias del golpe, tengo recuperada la movilidad en un 80%, y avanzando.
Comparto esto por si alguien alguna vez se da un golpe similar, y con materiales comunes poder controlar los procesos inflamatorios. La visita al medico es recomendada de todas formas, aunque yo no fui. Considero esta informacion relevante, asi que aqui comparto la fuente, en espanol.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Pizarra digital Mimio en Ubuntu 14.04

REnpy. Probando software para creación de historias.