TDA. Deficit atencional. Un enfoque no medicado.

      En el colegio donde trabajo una Profesora trajo para compartir en  la reunión de Profesores semanal la experiencia de haber participado en  un Taller muy  interesante relacionado con el deficit atencional. No se si será la dieta, los padres culposos actuales que no saben como estimular o entretener a sus hijos, la TV,  la tecnología, el ratón mickey  o quien sabe que, el caso es que cada vez mas los Profesores debemos enfrentarnos en mayor cantidad a chicos más inquietos, demandantes, poco tolerantes y por si fuera poco, malcriados.  La Profesora nos habló de una terapia llamada Integración sensorial, que en palabras bien simples propone estimular el centro cerebral encargado del movimiento con una dieta apropiada para liberar los centros superiores de la corteza cerebral y dejarlos disponibles para realizar labores de aprendizaje. (Uf, no salió tan simple). Acá voy otra vez: " Que el niño se mueva durante el aprendizaje". Raro. Bien rarito eso.
         Como el caso me toca de cerca, pues tengo una loquilla en la casa que desde el jardin infantil nunca pudo quedarse sentada en un lugar, eso que las abuelas antiguas llamaban "tiene piduye en el poto". Descartadas esa y otras razones médicas, mi pequeña es, por decir lo menos, inquieta. Me  he ido  acercando  a esta aproximación no medicamentosa para los niños inquietos.

Frieder Haas. Terapeuta Ocupacional.

    Después de una vuelta larga, hace una semana tuvimos al especialista en Terapia de Integración Sensorial Frieder Haas en nuestro Colegio, para nuestros apoderados. Si desean contactarlo, su página es http://integracionsensorial.com/ . Atiende a niños de todo Chile en su consulta ubicada entre Pucón y Villarica. Viene una vez a la semana a Santiago y atiende en el sector oriente. Hay que pedir hora con bastante anticipación.

     La charla está apoyada por una presentación proyectada que es un apoyo básico para la presentación. Al principio cuesta un poco entender el aleman/español, después uno se acostumbra.
¡Buumm! 90% de sobremedicación de ritalín, asevera. ¡Paff! Va lanzando cifras, experiencias de Profesores, casos atendidos en su consulta, pausa.


 Interactua con el público, pregunta a los Profesores como se ha ido integrando en el aula la integración sensorial de nuestro colegio, que técnicas hemos adoptado en  la práctica docente. Contesta Cecilia, la que llegó con la idea al Colegio.
- Movimientos rotatorios  de hombros, balde de agua, el mini trampolín-
-Excelente- responde Frieder. ¿Y como funciona?
-Mucho mejor la dinámica grupal-

Propioceptividad. Mi cuerpo me habla.

     Solicita 5 voluntarios. Les pide pararse en un pié. Todos lo logran, algunos con dificultad. Ahora con los ojos cerrados. Todos fallan antes de 10 segundos. Algunos incluso durante el  1er segundo.
Va probando con diferentes adminículos, primero una pelota de goma-espuma del tamaño de la palma.
Se lo entrega a uno de los que fallaron casi inmediatamente.  Y le pide repita la prueba. No funciona.
Un resorte del tamaño de un tejo de rayuela. Ahora si, claramente hay una diferencia. El público observa atento. Otra persona. La pelota no sirve otra vez, el resorte funciona. Ahora si  mejora el equilibrio notablemente.


    ¿De que se trata este acto psico-mágico al cual estamos asistiendo? ¿Que poderes misteriosos tienen estos objetos que permiten mejorar el equilibrio automáticamente?
         Nada de magia. Propioceptividad. Cada músculo, articulación, tendón tiene receptores que continuamente están informando al cerebelo de su posición. Por alguna razón  (inmadurez neuronal, falta de estímulo, problemas estructurales) muchos de nosotros y nuestros niños también no reciben esta información, el cerebelo deja de percibir esta información y ocurre que la tonicidad muscular baja, como cuando vemos niños que necesitan apoyar su cabeza en una mano, se desparraman en el asiento. ¿Equilibrio?. Sip.  Relaciona el equilibrio con la dislexia, si un niño desconoce donde es arriba o abajo, dificilmente puede seguir un linea cuando  escribe, o el sentido en el que se debe escribir una letra o número. Conceptos de lateralidad  y espacialidad no construidos apropiadamente determinan muchas dislexias, discalculias e incluso dislalias.  La temperatura en la piel, La presión sobre puntos de la piel  para sentirste o  tener referencia postural.

      Una charla fantástica, fabulosa. Llego  a mi casa  y mi hijita está haciendo su tarea después de un largo día de clases. Está acostada sobre la mesa, apoyando su cabecita sobre su brazo. Todo calza. Le pido que pare un poco. Dice que no puede, porque está haciendo la tarea. Exquisita y responsable, quiere hacer la tarea, mas su cerebelo esta desconectado. -No importa-, es parte de la tarea le digo.
Respira profundamente, y mueve los hombros rotandolos hacia adelante- le indico. Claramente hay un problema, no puede,  pero trata, le resulta algo parecido  a encogerse de hombros. ...8,9 y 10.
Sigue con la tarea, le indico.  Y magicamente frente a mis ojos, a las 10 de la noche, su cerebelo despierta y comienza a escribir con la postura erguida. Magia.  
       

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Pizarra digital Mimio en Ubuntu 14.04

REnpy. Probando software para creación de historias.